jueves, 12 de enero de 2017

Rechacemos con la movilización organizada el mega gasolinazo
Imagen integrada 1

Desde el primero de enero de este año se anunció uno de los más severos golpes contra la economía popular.
No está por demás insistir en que es ridículo lo dicho por los funcionarios del gobierno y sus comentaristas en los diversos medios de comunicación, en el sentido de que el incremento a la gasolina afectará principalmente a quienes poseen un vehículo que consuma gasolina o diésel.
Es un verdadero impuesto regresivo, que repercutirá en los gastos de sectores de trabajadores y otros de ingresos medios que tienen automóvil, pero también encarecerá los gastos de transporte de las mercancías, muchas veces realizado por pequeños transportistas, que cuentan con la concesión para llevar a cabo esta actividad con su camión.
Ese incremento se verá reflejado en el precio de las mercancías, pues por supuesto, de ninguna manera este gobierno se propone imponer topes a los precios, aun cuando sean de consumo indispensable; pasará lo mismo que sucedió con la devaluación, pues el incremento del precio de las muy numerosas mercancías importadas que se consumen en el país, ha tenido que ser cubierto por los consumidores, la gran mayoría trabajador@s.
También en las tarifas del transporte público, se verá reflejado el efecto nefasto del incremento de los combustibles, ya se han anunciado incrementos en el interior del país y es de esperarse que eso suceda en todo el territorio nacional.
El mega incremento evidencia el fracaso absoluto del gobierno de Peña Nieto y los priístas, lo mismo que la actividad legislativa de los partidos que han venido aprobando año con año los paquetes económicos que les presentó el Ejecutivo.
Detrás de este golpe a la economía popular está la intención de cargar sobre las espaldas de la clase trabajadora la pavorosa crisis que han provocado con el enorme endeudamiento público, lo mismo que con el fracaso de las reformas estructurales, empezando por la que abrió la puerta a la privatización total de la energía eléctrica y la participación de los capitalistas privados en las actividades de exploración y explotación petrolera, así como del gas.
Además de inversiones multimillonarias y empleos, prometieron la reducción de las tarifas de la energía eléctrica, la gasolina, el diésel y el gas. Mintieron descaradamente y ahora se demuestra en forma fehaciente. Con sus reformas sólo pretendieron beneficiar a los grandes capitalistas y es lo que están haciendo, mientras el pueblo debe padecer sus terribles consecuencias.
La corrupción y la ineficiente conducción del país a manos del gobierno y los partidos patronales ha abierto un enorme boquete en las finanzas públicas y, por eso el gobierno pretende hacer pagarlo a la clase trabajadora por medio de este incremento. Mientras tanto, sus compromisos con los banqueros que se verán engordarse sus cuentas, mientras que la vida de millones de familias se precarizará aún más.
No sorprende la complicidad de las organizaciones sindicales charras, así como las campesinas y populares alineadas con el priísmo. Antes le abrieron la puerta a la aprobación de las reformas que condenan al pueblo, a sus propios afiliados a un futuro de miseria, desempleo, violencia e inseguridad. Es el momento de rebasarlas y hacer lo que jamás estarán dispuestas a hacer, por su carácter de apéndices del gobierno y el régimen capitalista, movilizándonos hasta paralizar el país.
Asimismo, se demuestra la certeza de lo que desde nuestra organización hemos expresado en el sentido de que resulta verdaderamente criminal, que MORENA y López Obrador, hayan llamado a impedir la declinación del gobierno de Peña Nieto, dándole la oportunidad de culminar con su sexenio, sin advertir que en lo que resta de su gobierno sería capaz de seguir imponiendo graves medidas antipopulares, como la que se ha anunciado.
Apenas se dio a conocer el aumento, aparecieron en redes sociales convocatorias a la acción, desde hacer cacerolazos, hasta bloquear la venta de los combustibles en los primeros días del año entrante. Aunque pocas organizaciones han asumido con su firma el apoyo a estas iniciativas, saludamos el ánimo de protesta que se extiende por todo el país y adelantamos nuestro repudio a cualquier intención represora que intente sofocar por medio de la fuerza policial, las justas manifestaciones de repudio al gobierno y sus medidas que lleguen a ocurrir.
Por supuesto, el gobierno esperó hasta que estuvieran ya entradas las vacaciones decembrinas para dar a conocer esta medida; pero, resulta urgente que las grandes organizaciones sindicales se pronuncien y asuman con urgencia la necesidad de impulsar las necesarias reuniones para acordar medidas de emergencia, acciones en las calles, en todo el país, para rechazar el incremento.
Es indispensable organizar el enorme descontento. Hacer crecer las acciones en todo el país para que la fuerza de la clase trabajadora se haga sentir. No debería pasar de los primeros días de enero para que una primera gran jornada nacional de lucha se lleve a cabo, en la que marchas a las principales plazas públicas del país culminen con mítines, en los que se impulse una movilización ascendente, que pueda avanzar a la realización de un paro nacional, que puede tomar forma de una gran falta colectiva, en todos los centros de trabajo y de estudio en el país.
L@s militantes del Movimiento al Socialismo adelantamos que estaremos dispuestos a empujar a fondo para que las acciones que proponemos se hagan realidad. Nuestras fuerzas, así sean humildes, estarán al servicio de echar abajo el mega gasolinazo e impedir que este gobierno criminal, entreguista y antipopular siga al frente del país.

¡Abajo el mega gasolinazo!
¡Basta de incrementos a los combustibles y la energía eléctrica!
¡Derogación de las reformas estructurales, en especial la que privatiza la energía eléctrica y la petrolera!
¡Que renuncie de inmediato Peña Nieto y se convoque a elecciones presidenciales anticipadas!
¡Que gobiernen l@s trabajador@s y lleven adelante un plan económico al servicio de los intereses de la clase trabajadora!
Imagen integrada 2

El Comité Ejecutivo del Movimiento al Socialismo (antes POS-MAS)   Imagen integrada 3
31 de diciembre del 2016

Te invitamos
Imagen integrada 5



Imagen integrada 4 
Búscanos: 
Facebook

Twitter
@MASmx2016

Escríbenos